La uveítis puede conducir al desarrollo de otras enfermedades si no es tratada, incluyendo:

  • Glaucoma (aumento en la presión del ojo);
  • Catarata (opacidad del lente natural del ojo);
  • Neovascularización (crecimiento de nuevos vasos sanguíneos anormales)
  • Daños en la retina, incluyendo desprendimiento de retina, daño al nervio óptico, o en ambos.

Estas complicaciones pueden requerir un tratamiento con gotas para los ojos, cirugía convencional o cirugía con láser. Si usted tiene un "ojo rojo" que no se normaliza rápidamente, póngase en contacto con su oftalmólogo.

Pop needs to be configured.