A pesar de lo que se ve en las películas o en la televisión, nunca se debe poner carne cruda sobre un ojo negro. Además de que éste tratamiento no tiene ninguna base científica, las bacterias de la carne cruda pueden presentar un alto riesgo de infección.

Por último, asegúrese de mantener el ojo afectado bien protegido contra daños posteriores. Evite los deportes u otras actividades similares donde el ojo pueda ser golpeado, hasta que haya sanado completamente. Si el dolor o la hinchazón de un ojo negro no mejoran después de unos días, o si usted está experimentando cambios o problemas con la visión, llame a su oftalmólogo.

Pop needs to be configured.