Tratamiento del síndrome de Usher

Actualmente no se conoce ninguna cura para el síndrome de Usher o la retinitis pigmentaria. El mejor tratamiento consiste en la identificación temprana, de modo tal que los programas de educación puedan comenzar tan pronto como sea posible, dependiendo de la severidad de la pérdida de la visión, la edad y la capacidad del niño. El tratamiento puede incluir aprender a leer con Braille, y aprender a utilizar dispositivos y técnicas para baja visión. Recientemente, enfermedades hereditarias como la RP y el síndrome de Usher han sido tratadas exitosamente con terapia genética. Es probable que éste tipo de tratamiento pueda estar disponible para síndrome de Usher en un futuro cercano.

Algunas investigaciones han demostrado que la vitamina A puede ayudar a retrasar la progresión de ciertas formas de RP. Su oftalmólogo puede asesorarle sobre los riesgos y beneficios de la vitamina A y la cantidad que debe tomarse en forma segura. Un ingestión excesiva de vitamina A puede ser tóxica, y la evidencia de su efecto en la progresión de RP no es sustancial.

Pop needs to be configured.