También puede estar asociada con otras enfermedades y condiciones, por ejemplo, la esclerosis múltiple. En algunas personas con esclerosis múltiple, la neuritis óptica es el primer síntoma que sufren. Los adultos con neuritis óptica tienen un mayor riesgo de desarrollar esclerosis múltiple, mientras que el riesgo en los niños es mucho menor.

Otras causas de la neuritis óptica incluyen:

  • Paperas;
  • Sarampión;
  • Gripa;
  • Diabetes;
  • Neuropatía óptica de Leber (una enfermedad rara del ojo que se da en las familias);
  • Oclusiones vasculares del nervio óptico;
  • Infecciones bacterianas, como la enfermedad de Lyme o la sífilis;
  • Infecciones virales como el VIH, la hepatitis B y el herpes;
  • Ciertos medicamentos.

Sin embargo, en la mayoría de los casos la neuritis óptica se produce sin causa conocida.

Pop needs to be configured.